Jumanji en el Parlamento

Micro

En esta semana hemos asistido a otra, una más, de las actitudes bochornosa de nuestros parlamentarios. Esa que te llena de vergüenza ajena y que te provoca una sonrisa irónica en la boca. Como si al grito de ´jumanji´ esa película de nuestra infancia, fuera. Sus señorías han abandonado el Hemiciclo como almas que lleva el diablo. Tras emitir su último voto de la tarde, hubo una verdadera estampida en el Congreso quedando prácticamente vacío antes de conocer el resultado de la votación y de que el presidente de la Cámara, Jesús Posada, levantara la sesión. Y es que la votación no se trataba de un asunto superfluo, sino que contenía un tema bastante importante para el futuro de miles de españoles como es la reforma de las pensiones.

Como si de el último día de colegio se tratase los parlamentarios, eso a los que pagamos y hacen lo que les da la gana, huyeron sin el más mínimo decoro y respeto por sus ciudadanos, solo les falto que tiraran los papeles por los aires y correr al grito de ¨mariquita el último¨ para parecer un verdadero patio de colegio.

Pero tranquilos que esto tiene su razón, y ellos tan amablemente nos lo han explicado para que lo entendamos. Porque encima de la imagen lamentable que están dando al mundo, ésta es su Marca España, no pidieron perdón y asumieron sus errores sino ¨pobre¨ de Sus señorías después de jornadas ¨interminables de trabajo¨, ellos tan buenos, quería irse con sus familias, algo lícito y respetable. Muchos de ellos lo han hecho a través de Twitter. Por ejemplo, la socialista Patricia Hernández, que asegura que ella no corrió, subraya que el trabajo no se debe medir por lo que se corre al salir. Como con un corte y pega lo apuntaba también la socialista Germán Rodríguez, quien ironizaba con la “mala costumbre” de los diputados de querer irse a casa tras el trabajo. Pero la utilización de la red del pajarito azul no solo la hacen los socialistas sino que en eso coincidía la ‘popular’ Susana Camarero, quien asegura que llevan “días” sin ver a sus hijos. Carmen Maniega, también del PP, ponía en énfasis en que muchos diputados se “quedaron en tierra” porque llegaron tarde a sus transportes y debido a la huelga de Renfe. Joan Coscubiela, de ICV, también justificada su salida precipitada del Congreso al tiempo que tiene que robar a su familia. Y así un largo etcétera. Es una suerte entonces que se pueda tuitear desde cualquier lugar.

¿Y yo? ¿Yo cuando veo a mi familia? Cuando no te queda otra que el exilio, cuando tu única salida es coger tu maletita e emigrar, porque eso es lo que somos los que nos hemos ido: no somos aventureros, ni somos disolutos en busca de experiencias y vacaciones, somos emigrantes. Solo te queda el privilegio de ver a tu familia a través de la pantalla de un ordenador, de un simple mensaje de WhatsApp o de una fotografía en el Facebook. ¡Es que ellos son los únicos con derecho de estar con su familia!

Cuando pondremos fin a tanta desvergüenza, cuando será el día en que estos corruptos, desleales, mentirosos, aprovechados, hijos de… –perdón por la violencia- se vayan, pero no a sus casa, a la cárcel, desaparezcan de nuestra Democracia que no hacen más que ensuciarla con sus mentiras y con sus faltas de respeto. Que se queden en sus casas que no vuelvan más al Parlamento que huele a podrido por tanta basura que hay allí. Un Parlamento de ladrones como diría Lola Flores la pena, penita, pena.

, , , ,


Busca: Puntos de Liberación de Libros en un mapa del Tesoro un poco más grande

Una respuesta a “Jumanji en el Parlamento”

  1. Revista Madreselva
    6 noviembre, 2013 a 17:16 #

    Resulta muy significativo que la única acción con verdadero respaldo en todo el arco parlamentario y de unánime consenso entre sus señorías sea la de poner tierra por medio

Deja un comentario

Por favor sé agradable al opinar aquí. Tu dirección de correo electrónico permanecerá privada.
})();